El Servicio de Atención a la violencia de género digital en Elda muestra riesgo elevado

El Punto ATV, puesto en marcha en mayo por la Concejalía de Igualdad y Mujer y cuyos informes tienen validez legal en caso de juicio, ha atendido a siete víctimas que han sufrido amenazas y coacciones en la mayoría de los casos por parte de sus exparejas.

El Servicio de Atención Temprana a la Víctima de violencia de género digital, puesto en marcha en Elda a través del Observatorio Español de Delitos Informáticos (OEDI) y de la Concejalía de Igualdad y Mujer del Ayuntamiento de Elda, ha atendido a siete víctimas en los cinco primeros meses de funcionamiento.

Así se recoge en el informe del balance inicial realizado por OEDI en el periodo comprendido entre el 30 de mayo y el 31 de octubre, un balance que refleja que la mayoría de las víctimas que han acudido al punto ATV son españolas. 

La concejala de Igualdad y Mujer, Alba García, ha afirmado que “este punto ATV funciona gracias al contrato firmado con el Observatorio Español de Delitos Informáticos (OEDI) y permite prestar ayuda y asesoramiento especializado a las víctimas de la violencia de género ejercida a través de dispositivos móviles, internet y las redes sociales”. 

La edil ha recordado que “todos los informes realizados por el OEDI aportan pruebas con validez legal para su utilización en juicios y, de hecho, ya se han producido algunas condenas basadas en los informes aportados por el OEDI”. 

En cuanto a los delitos denunciados por las víctimas, destacan las amenazas y coacciones (38,89%), seguido del acoso y del acceso e interceptación de las telecomunicaciones (22,22%). 

Los técnicos del OEDI han realizado extracciones de datos de los diferentes dispositivos móviles de las víctimas para obtener evidencias forenses y mejorar y ampliar el servicio que se presta a las mismas. Estos datos han sido obtenidos principalmente del teléfono móvil, de las cuentas de Google y de WhatsApp y de redes sociales, como Facebook e Instagram.

En relación al uso que los agresores realizan de las redes sociales para amenazar o atacar a sus víctimas, el 43,75% se lleva a cabo a través de WhatsApp y el 31,25% por Facebook.

Alba García ha destacado un dato aportado por los técnicos en esta memoria: “El 80% de los casos analizados reflejan que el riesgo inicial para la victima por la monitorización y control realizada por su agresor es alto. En todos los casos que ha atendido el Punto ATV de Elda el agresor es la expareja de la víctima y en el 71,43% de los casos la víctima tiene entre 26 y 40 años”.

El informe del OEDI indica que en la mayoría de los casos (61%) hay o ha habido una orden judicial de alejamiento de los agresores hacia las víctimas, que en su inmensa mayoría sufren incidentes digitales a diario y a cualquier hora del día. De la misma manera, dos tercios de los agresores han accedido al teléfono de la víctima y a los contenidos del dispositivo móvil y la mitad también ha accedido a sus cuentas digitales y redes sociales.

En relación al perfil del agresor, la OEDI indica que el 65% se muestra agresivo cuando no puede acceder al teléfono, cuentas y redes de la víctima, la mitad ha roto el dispositivo móvil por su agresividad y la inmensa mayoría vuelve a ponerse en contacto con la víctima, que también en el 72% de los casos ha bloqueado a su agresor.

Deja una respuesta